top of page
  • Melanie Beard

Francia en México: Los Vinos de Gérard Bertrand en una Noche Mágica en Cancún



El caleidoscopio de colores del mar en Cancún se asomaba por la ventana y en el aire el dulce sonido de copas al brindar marcó la pauta de una experiencia sensorial única: en el ambiente exclusivo de Villas Nizuc se llevó a cabo una cata privada de las joyas embotelladas de Gerard Bértrand.


En compañía de los mas importantes restauranteros, hoteleros y sommeliers de Cancún, esta lujosa cata nos llevó de la mano en nuestro descubrimiento de los maravillosos vinos que degustamos, descubriendo la historia de la increíble trayectoria de Bertrand y los impresionantes resultados que han posicionado a la marca como el ícono de la región de Languedoc en Francia.



La velada comenzó con las delicadas burbujas del Crémant de Limoux Brut del 2020 y continuamos con vinos blancos; degustamos el célebre Cote des Roses, el Aigle Noi Viognier y el 6ème Sens –que significa sexto sentido, haciendo referencia a la intuición–, seguidos por el galardonado Orange Gold y los seductores sabores de Hampton Water – un afrutado rosado creado en alianza con Bon Jovi. También tuvimos el placer de probar Cote des Roses rosado del 2021 y 6ème Sens rosado del 2020.


Nos adentramos en el mundo de los vinos tintos de Gerard Bértrand con 6éme Sens y Cote des Roses tintos. Nos deleitamos con la excelencia del An 560, Cotes du Roussillon Villages Tautavel del 2020 y el An 1130, Cité de Carcassonne. La velada termino con broche de oro: el Chateau de Villemajou, un Grand Vin del 2020 – una de las joyas más exquisitas de Gerard Bértrand.


Maridamos esta divertida y dinámica cata con diferentes espacios, bebiendo vino bajo el cielo estrellado de la Riviera Maya y con el son de las olas del mar, disfrutando de una exquisita selección de quesos, cortes fríos, frutas y canapés gourmet. Se llevó a cabo la cata con las exquisitas copas Riedel, instrumentos de placer que nos muestran la faceta más sofisticada de todo vino.


En un sitting inolvidable, tuvimos el enorme gusto de dejarnos llevar por los vinos más exquisitos del sur de Francia, obras de arte embotelladas cuya historia, aromas, sabores y abanico de colores hipnotizan: una velada de magia y placer vinícola sin igual.



Comments


bottom of page