• Deby Beard

Kimpton Clock Tower: Lujo Moderno



Joven, enérgica y llena de carácter; Manchester es una de las ciudades más emocionantes para visitar en el Reino Unido y nos ofrece una combinación atractiva de cultura moderna, comida fantástica, una escena musical de fama mundial en el contexto de una rica herencia industrial.


Manchester una ciudad donde la tradición y la modernidad se encuentran y donde la artesanía reina suprema, así como el portal a las bellezas del norte de Inglaterra. Entre ellas se encuentra la impactante Chester, una ciudad amurallada repleta de encantadores edificios de madera antiguos, así como un bello castillo e imponente catedral.


Con su arquitectura victoriana Kimpton Clocktower Hotel es la expresión perfecta de su entorno. Ubicado en un magnífico edificio histórico de terracota, Kimpton Clocktower tiene una larga historia que se remonta a 1890.


Desde la hora de los drinks para los huéspedes en el trendy bar The Post hasta las obras de arte que resplandecen en diferentes rincones del hotel – la escultura de bronce de caballos se ha convertido en un ícono de Manchester –, The Kimpton Clocktower Hotel tiene un alma autentica e inimitable.



Kimpton, el cual pertenece a Hoteles Intercontinental, es conocido por su cartera galardonada de restaurantes y bares locales inspirados en los productos de temporada. En el corazón de Kimpton Clocktower Hotel se encuentra The Winter Garden, un espacio lleno de luz natural, donde nos encontramos con delicias culinarias. Un bar y restaurante que rinde homage al destino, The Refuge by Volta sirve platos pequeños inspirados en todo el mundo, cervezas artesanales y cócteles seleccionados.


The Refuge Dining Room es un restaurante de destino que combina el glamour con lo industrial que reúne a todas las “tribus urbanas” en el centro del Kimpton Clocktower Hotel: trabajadores locales, residentes de la ciudad, visitantes, viajeros de negocios y todos los demás. El menú es ecléctico, con platos pequeños y platos para compartir que fusionan sabores de todo el mundo, con un toque del estilo de Manchester. Tomando su nombre de los propietarios originales del edificio, The Refuge Assurance Company, aquí nos encontramos con un menú inspirado en los sabores del mundo, con un toque inglés – desde shawarma de cordero hasta pimientos padrón con matices orientales.


Un espacio que fusiona detalles suntuosos, como la hermosa cúpula de vidrio del vestíbulo y con detalles artesanales crudos y reales, y uno de los edificios más famosos de la ciudad, el hotel se ha convertido en el punto de encuentro entre viajeros internacionales y los locales, quienes, con un buen whisky en la mano, reviven el glamour de años pasados. Una atrevida mezcla del pasado con el presente, The Kimpton Clocktower Hotel es un mundo en sí mismo.