• Melanie Beard

Con Sabor a Oaxaca: Casa Bonita



Oaxaca es un destino de vivos colores, poderosos aromas y sonrisas hipnotizantes, donde el verdadero sabor y cultura de México cobran vida. Aquí me dejé llevar por el charm y estilo único de Casa Bonita durante unos días de hedonismo y placer culinario.


Asentada en una tierra de tradiciones y reconocida como Ciudad Patrimonio Cultural de la Humanidad por la UNESCO, Casa Bonita un espacio seguro, lejos de las aglomeraciones y a la vez un portal a la magia de Oaxaca.


El único hotel boutique de lujo en Oaxaca en contar con dos premios internacionales de alto nivel, aquí nos encontramos con sorpresas y momentos únicos.



En Oaxaca, disfrutando de la calidad y calidez que caracterizan al hotel, son pequeños detalles los que nos conquistan y nos atrapan, enamorándonos del hogareño estilo de la hotelería oaxaqueña. Una casa convertida en hotel, o un hotel en el que te sientes como en casa, Casa Bonita Hotel Boutique & Spa nos sumerge en la rica cultura del estado.


En el restaurante Estrella de Mar, con un ambiente sofisticado y tradicional, se fusionan elementos de la cocina asiática con la cocina oaxaqueña, creando sabores únicos. Con gran imaginación y sed por descubrir nuevos caminos, la célebre Chef Natalia Delgado ha innovado aquí platillos icónicos con toques sorprendentes que nos recuerdan la versátil y caprichosa personalidad de Oaxaca.



El gran numero de tratamientos que ofrece su Spa refleja la profesionalidad de tanto sus instalaciones como el de sus terapeutas. Un centro de relajación y rejuvenecimiento, Nasáh incorpora dentro de sí la belleza sutil de Casa Bonita. El Spa Nasáh fue creado con una idea en mente: Belleza en armonía.


Sus hermosos jardines son una vibrante paleta de formas y colores, diseñados para transportarnos a un ambiente de serenidad y belleza. La tranquilidad de la zona une sus fuerzas con la paz absoluta del hotel, conspirando para brindar noches silenciosas y de descanso absoluto tras nuestras aventuras degustando lo mejor de la comida mexicana.


Un destino rico en tradición, reconocido por su alta gastronomía y amado por su alma autentica, Oaxaca es hogar a espacios únicos, como lo es Casa Bonita.